Vermú: el vino de aperitivo

El vermú es un tipo de vino muy característico de Europa, llamado vino de aperitivo. Aunque también se usa para la elaboración de cócteles, en los últimos tiempos se ha puesto de moda en las grandes ciudades como alternativa a la cerveza en el terraceo.

Siempre se habla de vermú o martini (claro caso en el que la marca comercial se ha adueñado un poco del producto), así que cuando quedo con los amigos y les explico que el vermú es un tipo de vino siempre quedan sorprendidos.

En efecto, el vermú es una bebida que se elabora macerando vino blanco en hierbas como clavo, ajenjo, frambuesa y díctamo. De hecho, la palabra vermú proviene del alemán wemut, que significa absenta.

Existen dos tipos de vermú: el vermú rojo, italiano, es más dulce, y el blanco, procedente de Francia es más seco, y el que se utiliza preferentemente para cócteles.

Historia del vermú

La leyenda cuenta que el vermú lo inventó el famoso médico Hipócrates (el del juramento hipocrático). Esta primera versión consistía en dejar macerar vino en flores de ajenjo y hojas de díctamo. Esta mezcla se llamaría en la Edad Media vino de hierbas o vino hipocrático.

Es a partir del siglo 18 en el que el vermú comienza a producirse de manera más industrial y comienza a exportarse, primero en Europa y luego al resto del mundo, a través de los emigrantes europeos.

En España, por ejemplo, el vermú lo introdujo el italiano Perucchi a finales del siglo XIX, que llevó su receta a Barcelona y empezó a producirlo ahí. A partir de entonces, comenzó la producción de vermú en España, con Yzaguirre y Melquiades disputándose el honor de haber sido el primer productor de vermú español.

En Argentina la historia es similar. Los emigrantes italianos llevaron su bebida y rápidamente se convirtió en la bebida más consumida, por lo que en lugar de importar vermú, los italianos comenzaron a fabricarlo allí. El primero de ellos fue Ciziano.

¿Cómo se hace el vermú?

Como ya he comentado, el proceso de elaboración del vermú consiste en la maceración del vino en hierbas.

En el caso del vermú rojo, el proceso de maceración es el siguiente:

  1. Se introduce la mezcla de hierbas (más de cuarenta tipos) en el tamburo, junto a un poco de alcohol. El tamburo es un recipiente que da dos vueltas al día durante dos semanas.
  2. Pasadas estas dos semanas, se añade vino y azúcar y se deja reposar. ¡Ya tenemos el vermú!

Como he mencionado antes, la mezcla de especias más común para el vermú incluye raíz de lirio, limón, ajenjo, clavo, pensamientos, frambuesa, díctamo y árbol de Cascarillo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s